Versos por el Día del Padre

El día del Padre llego para felicidad de muchos y penas de otros. Felicidad por que algunos tienen aun a su querido padre vivo y pueden darle todo el amor del mundo en este día tan especial y tristeza para otros que por cosas del destino solo puedes dar una oración a Dios y recordar esos bellos momentos que pasaron con sus adorados padres.

Desde aquí les damos un homenaje a nuestro modo a todos los Padres del mundo, esos que están día a día pendientes de sus hijos, que los apoyan en las tareas, que los alientan a seguir adelante, esos lindos padres que los domingos dedican su día completo para sus hijos. También para esos padres luchadores que se forjan un futuro para sus hijos y en especial para los que son Padre y Madre en el hogar que tienen que hacer las dos funciones por que el destino así lo quiso, a todos ustedes les deseamos un “Feliz Día del Padre”.

He aprendido que cuando un recién nacido aprieta con su pequeño puño, por primera vez, el dedo de su padre, lo tiene atrapado por siempre.

Mi padre siempre me decía: encuentra un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar un solo día de tu vida.

El padre debe ser más amado que la madre, pues él es el principio activo de la procreación, mientras que la madre es tan sólo el principio pasivo.

No hay nada más hermoso que un padre llegue a convertirse en amigo de sus hijos, cuando estos lleguen a perderle el temor pero no el respeto.

Es un hombre sabio el que conoce a su propio hijo.

Un pensamiento en “Versos por el Día del Padre

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *