Eres

Eres sueños por mis noches
y esperanza en mis días.

Eres tierra de mi campo
y semilla de mi siembra.

Eres roca de mi orilla
y agua de mi mar.

Eres sol de todo el día
y en las noches,
luna que ilumina mi soñar.

Eres aire en mi adentro,
necesaria al respirar.

Eres agua de mi cuerpo,
necesaria de tomar.

Eres fuego de mi pecho,
que me quema el corazón
y derrite todo intento,
de alejarme de tu amor.

Eres parte de mi cuerpo,
de mi alma y corazón
y por eso yo te escribo,
¡Eres tu mi gran amor!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *